Compartir en:
CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

El Procurador General de la República se negó a responder a los periodistas sobre la participación de su oficina de Abogados en la defensa de los dos pilotos franceses que escaparon del país, pese a estar condenados a 20 años de prisión.
Es un secreto a voces entre abogados y otras personas ligadas a la vida en los tribunales que los defensores de esos pilotos eran los abogados que operan la Oficina privada del Procurador General de la República, que la maneja un hermano de Francisco Dominguez Brito.
El Procurador realizo una rueda de prensa para anunciar que solicitará la declaratoria de rebeldía de los pilotos franceses para solicitar las correspondientes órdenes de búsqueda y captura internacional y que les sean colocadas a través de la interpol las respectivas alertas rojas.
Dijo confiar en la colaboración de las autoridades francesas, dominicanas y la Interpol para que se puedan traer a los prófugos Fauret y Odos ante la justicia dominicana, donde deberán cumplir la condena impuesta.
Explicó que las debilidades se han dado lugar a la fuga de los extranjeros no es por culpa del ministerio público, sino en la decisión del Tercer Juzgado de Instrucción del Distrito Nacional, de variar la prisión preventiva de los pilotos por presentación periódica e impedimento de salida.
Pero quiso comentar sobre la participación de su oficina en la Defensa de los pilotos que se fugaron.
Y hay abogados que se preguntan cómo es posible que esa oficina esté operando y manejando numerosos casos en los tribunales sin nadie llame a capitulo a la procurador Dominguez Brito.
Hay quienes se quejan de la presión que ejerce la Procuraduría en los casos que son llevados por abogados de esa oficina.
Y algunos atribuyen a presión de la oficina de Dominguez Brito el hecho de que esos pilotos a pesar de estar condenados estuvieran en libertad.

Noticias Relacionadas