Inhalación monóxido
Nacionales

Inhalación monóxido de carbono provoca la muerte en minutos

El vehículo fue hallado el pasado miércoles en el sector La Esperilla, frente al parque Iberoamérica. Romelio Montero
Este gas sin color, ni olor es altamente tóxico cuando se respira a niveles elevados, en espacios cerrados La falta del convertidor catalítico o catalizador para la reducción y control de los gases nocivos expulsados por el motor del vehículo en el que murieron una mujer y dos niñas el pasado miércoles, unido al alto nivel de corrosión y rotura del sistema de emisión o muffler, provocaron “la intoxicación aguda por inhalación de monóxido de carbono” de las tres mujeres, según arrojó el informe de autopsia practicado por el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif) dado a conocer ayer por la Procuraduría General de la República.

El experto en mecánica automotriz Esdras Martínez explicó que la referida pieza sirve para controlar las emisiones de gases contaminantes y debe ser sustituida cada 90 mil kilómetros recorridos, ya que suele obstruirse restando potencia al motor, razón por la que muchos mecánicos criollos erróneamente recomiendan su eliminación generando riesgos entre los conductores y ocupantes.

“Hay automóviles que cuando se les quita el catalítico pueden fallar, y al fallar la mezcla no se hace perfecta en el vehículo y esto contribuye a que emita mayor cantidad de hidrocarburo crudo sin procesar en la combustión”, dijo.

De acuerdo con las experticias policiales, el vehículo en el que se transportaban las víctimas tenía huecos en el sistema de escape, provocando que las emisiones de monóxido de carbono generadas por la combustión del motor penetraran a su interior.

“Esas emisiones son altamente oxidantes y rompen las tuberías, y esos gases en vez de salir por la parte final, por el muffler, suben si en el automóvil hay huecos, entran al interior”, explicó el experto.

Un gas muy tóxico, sin olor ni color

A diferencia del dióxido de carbono, el monóxido es un gas venenoso, incoloro e inodoro, según explicó ayer la licenciada en química y máster en ciencias ambientales Carmen Sánchez Pujols. Aunque ambos gases están compuestos por carbono y oxígeno, el dióxido contiene dos átomos de oxígeno y el monóxido solo uno.

“Su toxicidad radica en su alta capacidad de unirse a la hemoglobina transportadora de oxígeno en la sangre. Tanto el oxígeno como el monóxido se unen al hierro de la hemoglobina, o sea, el hierro que tenemos en la sangre, pero ésta tiene una afinidad 200 veces mayor por el monóxido que por el oxígeno provocando que las moléculas de hemoglobina que se encuentran unidas al monóxido de carbono no pueden transportar el oxígeno necesario para los procesos metabólicos”, explicó la coordinadora del Departamento de Química del Instituto Tecnológico de Santo Domingo (Intec).

Afirmó que una pequeña cantidad de monóxido que se inhale produce letargo y dolor de cabeza llegando a provocar la muerte cuando la mitad de las moléculas de hemoglobina forman un compuesto con el monóxido de carbono llamado carboxihemoglobina en el cuerpo.

La muerte se produce cuando del 70 a 80% de la hemoglobina circulante se convierte en carboxihemoglobina. Los síntomas causados por la exposición crónica a concentraciones no letales de monóxido son los de daño cerebral progresivo, que incluye cambios mentales y a veces un estado similar al parkinsonismo.

Muerte ocurre en minutos

Todo esto puede ocurrir en cuestión de minutos cuando el monóxido ha sustituido todo el oxígeno que hay en el ambiente, especialmente en espacios cerrados.

Según el director del Instituto Nacional de Patología Forense, Santo Jiménez Páez, la intoxicación por químicos va precedida por una pérdida de la conciencia inicial en escasos minutos.

“Es como si fuera un sueño anestésico, y es considerado incluso, una muerte dulce, porque ese gas, el monóxido, es una sustancia inodora, no se ve, entonces, usted lo inhala y lo que está sintiendo es una especie de letargo, de sueño, que se considera dulce, es un sueño sin trastorno, y como todo el que se duerme no se da cuenta que se duerme…”.

Casos son frecuentes en cabañas

El patólogo afirmó que las intoxicaciones por monóxido de carbono son altamente frecuentes, ya que es una sustancia que se genera en los incendios, por las plantas y generadoras de energía eléctrica así como por la combustión de los vehículos de motor.
Jiménez Páez recordó que hace un tiempo cinco jóvenes murieron de manera simultánea en una cabaña ubicada frente al cuerpo de bomberos del sector Los Mina, a causa de intoxicación por el referido gas.

A pesar de que los moteles están obligados a colocar carteles de advertencia sobre el peligro de muerte que supone dejar los vehículos encendidos en estos espacios cerrados, en marzo de 2015 la prensa registró el deceso de una pareja en una cabaña ubicada en La Romana. Mientras que el año pasado, otra pareja pereció en las mismas circunstancias en San Pedro de Macorís al no observar las recomendaciones.

Cómo se realiza la autopsia

Descartada la violencia y ante la presunción de intoxicación química, el galeno explica que los patólogos proceden a estudiar los fluidos corporales, como la sangre, orina, humor vítreo, el líquido cefalorraquídeo y el contenido biliar. También estudian los tejidos del pulmón, el cerebro, el hígado, el contenido gástrico para luego proceder con el examen de la ropa y el lugar donde estuvieron los cuerpos al momento de la muerte.

“Si fue dentro de un vehículo se examina, se procede a la búsqueda de alguna sustancia, se verifica si el funcionamiento es una condición contribuyente, se verifica si se están reintegrando a la cabina los gases que genera la combustión del motor, todas esas situaciones se tienen que examinar. Si la víctima ha tenido una ruta crítica alrededor de su muerte, examinar, verificar, esa ruta crítica, dónde pudo haber adquirido o comprado una sustancia para ingerir. Todas esas situaciones se tienen que investigar desde el punto de vista médico legal”, explicó el experto.

El catalítico se exporta como metal a otros países

En tanto, el experto en mecánica automotriz Esdras Martínez deploró la falta de mantenimiento preventivo que se aplica en el país a los vehículos de motor. “Aquí solo se usa el mantenimiento correctivo. Los dueños de automóviles irresponsablemente esperan que el vehículo se dañe, se quedan varados en cualquier parte porque no hay un sistema para dar seguimiento cada cierta cantidad de kilómetros”.

Asimismo, Martínez denunció que muchos mecánicos retiran el convertidor catalítico, el cual está fabricado con metales preciosos como el platino que absorben los hidrocarburos, para venderlos. “Eso se exporta a países desarrollados y se venden como metales, se recicla, es reutilizable”, dijo.

Asimismo, deploró la falta de controles por parte de las autoridades que emiten los permisos de circulación sin verificar las condiciones de los vehículos.

“En Estados Unidos las normas medioambientales obligan a los dueños a pasar por controles y chequeos, deben estar al día para que les den la autorización para circular”.

Las tres féminas fueron halladas el miércoles

Fueron sepultados ayer los restos de las hermanas Regy Dally Mery Contreras, de 27 años de edad, y Dohanlly Mariel Contreras Montero, de 15, quienes junto a su sobrina Lya Camille Pérez Contreras, de dos, fueron encontradas muertas dentro de un vehículo en el sector La Esperilla, en el Distrito Nacional. A pesar de que el entierro había sido anunciado para las 4:00 de la tarde, la familia adelantó el proceso y partieron desde la funeraria Blandino hacia el cementerio a las 2:00, donde les dieron cristiana sepultura, pasadas las 3:00 p.m. Lya fue cremada en la misma funeraria.

Regy, Dohanlly y Lya Camille, aparecieron muertas en el interior de un carro marca Mazda 3, de color azul, placa A456631 el miércoles pasadas las 8:00 de la noche.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *